Ir al contenido principal

El amigo del desierto, de Pablo d'Ors, una mona vestida de seda


La lectura de El amigo del desierto, de Pablo d'Ors, pomposamente subtitulado Relato de una vocación, constituyó una gran desilusión para mi. Es una pena que se haya desaprovechado la posibilidad de hacer una excelente novela de tono místico. Lo que promete la contraportada, (con referencias al zen, a Rothko, Saint Exupery, Edmund Jabès, Charles de Foucauld, San Juan de la Cruz y al Maestro Eckhart), la solapa (con la semblanza biográfica del autor quien posee un doctorado en teología y publica con esta su sexta novela), los tres epígrafes, (uno de Thomas Merton, un proverbio árabe y un verso del Tao te King), la dedicatoria a los padres claretianos y las páginas preliminares que anuncian unos Dramatis Personae, y luego unas Escenografías, resulta constituir un aparatoso andamiaje artificial y presuntuoso para un edificio narrativo que no logra ni estatura ni estructura, y muy poca estética.
Pavel, es un oscuro personaje, de origen checo, que se vincula con una sociedad que dice reunir miembros de lo que llaman Amigos del Desierto. Los capítulos iniciales no fluyen; carecen de verosimilitud y están llenos de lugares comunes (“contemplando aquellos desiertos, el tiempo parecía haberse detenido en mi”, “el reflejo de mi propio rostro me sorprendió en el vidrio de la ventana”, “no había reparado  en cómo la hábil insinuación de Jan ya había hecho efecto en mi” y la clásica y gastada admonición: “Abandone la asociación”… “¡Todavía esta a tiempo!”.  Los intentos de generar tensión por un rechazo inicial que sufre Pavel de parte de quienes lo han invitado para que conozca a la asociación no producen el efecto esperado. Por todo lo anterior, la esperanza del lector de acercarse a la experiencia mística de Pavel, derivada de su relación con el desierto se desvanece rápidamente y nunca se llega a concretar en el transcurso de la novela.
Los capítulos dedicados a narrar las tres visitas que hace Pavel al desierto del Sahara son anecdóticos, superficiales, no logran generar ninguna credibilidad en quien se supone es un narrador que conoce y ha tenido experiencias transformadores en un entorno inhóspito como el Sahara. Las exploraciones de Pavel al desierto son marginales, al igual que son las experiencias que este tiene cuando se enfrenta, bien sea sólo, o con sus compañeros de excursión, en las dunas siempre cambiantes del desierto.
Pavel, no sufre, no vibra, no gana ni pierde con ir o con quedarse en el desierto. Es un personaje anodino que no vive ninguna transformación de importancia. Sus escarceos amorosos con las tres damas de la asociación checa o con algunos de los personajes masculinos son superficiales, imprecisos y no conducen a nada, ni siquiera a la afirmación de una supuesta vocación de introspección o de conocimiento interior. ¿Cuál es la justificación para situar la novela en la República Checa? Más allá de mencionar alguno lugares y unos nombres evidentemente checos, no hay la menor intención de ambientar con alguna verosimilitud los lugares, la cultura, la esencia de una nación bastante alejada de lo que apasiona al club de Amigos del Desierto.
La novela de igual modo deja pasar una oportunidad de adentrarse en un personaje que supuestamente inspira a Pavel, el místico francés de comienzos del siglo XX Charles de Foucauld. La esencia de los pueblos Tuareg, habitantes del Sahara, tampoco se logra precisar, los dos guías que pasan por las páginas, Jehuda y Shasu, son personajes sin peso especifico.
La novela cierra con dos lánguidos capítulos, El dibujante del desierto y La escritura rota, donde Pavel, supuestamente dibuja varios paisajes del siempre cambiante del desierto (las laminas con los paisajes, quizás lo más bello de la novela) están salpicadas a través del capitulo. Lo irónico es que su autoría provienen de terceros que parecen haber aportado sus obras artísticas a la novela de d’ Ors. El capítulo final se pierde en la Nada, en la acción cada vez más macada de Pavel de ir espaciando su caligrafía hasta casi desparecer en ella, en líneas sin ningún significado específico.
Así sea duro el comentario, esta novela no pasa de ser una mona vestida de seda.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Epitafio, el célebre poema de Yannis Ritsos, versión completa en español

Ritsos (1909-1990) es un poeta comprometido con el ser humano, atemporal y eterno. Está del lado de los que sufren, de los vencidos, los oprimidos, los ignorados. Entre su vastísima obra, de más de sesenta volúmenes, se erigen, como faros, poemas como el famoso Epitafio de 1936, Romiosini (Grecidad), y un conjunto de soliloquios dramáticos entre los cuales se cuentan Ismenia, Ayax, Crisótemis, Casa Muerta y Sonata de Claro de Luna . Epitafio , del griego Ἐ πιτάφιος que significa “lamento en la tumba”, es un himno a la vida, al amor materno y a la vez, es un himno a la rebeldía. Ritsos lo escribió en Tesalónica, poco después de una manifestación estudiantil contra el gobierno derechista de Metaxás, en la que asesinaron a varios estudiantes. Un fotógrafo, captó para la posteridad la desgarradora imagen de una madre, hincada al lado del cadáver de su hijo, llorando su desgracia. Ritsos al ver la foto, se encerró a escribir y a los pocos días produj

Entre la Transgresión y la Elevación

  En este breve ciclo leeremos cuatro maravillosas novelas que exploran diferente facetas del sentimiento más íntimamente humano. 🟠 20 de mayo: Historia del ojo de Georges Bataille 🟠 27 de mayo: La casa de las bellas durmientes de Yasunari Kawabata 🟠 3 de junio: Muerte en Venecia de Thomas Mann 🟠 10 de junio: Las edades de Lulú de Almudena Grandes El erotismo no requiere definiciones: se palpa, se intuye, se vive. La literatura siempre ha encontrado un lugar para desarrollar la condición erótica del ser humano. Bien sea desde un perspectiva de enfrentarse a la prohibición con el consecuente deseo de transgredir esa norma o como el experimentar la posibilidad de una elevación hacia lo inefable, lo inalcanzable, lo trascendente. ¿🎁 Quieres participar en el próximo Ciclo de Lecturas Compartdias: "Entre la Transgresión y la Elevación: 4 Novelas Eróticas"? Preinscripción: https://mailchi.mp/50c8afc3955a/entre-la-trasgresion-y-la-elevacion #literatura #literaturaerotica #lit

Cinco relatos eróticos de cinco jóvenes autoras - Primera entrega

A continuación, el primero de cinco relatos producidos en la clase de Creación de Narrativa Erótica del programa de pregrado en Creación Narrativa en la Universidad Central, Bogotá, en mayo del 2016. Cautiva Ruth Marina Tinoco Ferreira Estudiante de quinto semestre. Hace frío y huele a tierra mojada, a café recién hecho, a madera podrida. No sé qué día es ni qué hora es, pero la luna llena se asoma por la claraboya una vez más; según los palitos en mi pared, esta es la décima segunda vez que la veo aparecer en este tiempo. Tal vez lleve aquí menos de lo que parece porque él no ha venido de nuevo a verme, y debería venir, sobre todo ahora que intento cubrirme con la cobija gris de lana gastada que me dejó tirada en el suelo junto a otras cosas que cree importantes: cepillo de dientes, crema dental, jabón, toalla, una bata de seda blanca, tacones negros altos y unos diminutos vestidos que hacen mi piel de gallina. Se baja la pequeña ventana de la esquina que est